Por fin, he recuperado mi correo electrónico

En: General

2 Sep 2012

Han sido trece días los que he estado sin poder acceder a mi correo, como consecuencia de la faena de un delincuente informático. Desorganizado, eso sí, pero delincuente. Ya dediqué una entrada de mi Blog a ste tema y allí prometí que informaría de las novedades.

Quiero resaltar dos aspectos:

El primero es que mi caso no es original, ni mucho menos. Parece ser un modelo de timo en el que algunos pueden morder el cebo. Para ilustrar lo que sigo, incluyo aquí el enlace de una crónica que escribió John Carlin el 26 de Febrero de este mismo año 2012 en El país. Incluyo el enlace.

http://sociedad.elpais.com/sociedad/2012/02/24/actualidad/1330121080_227945.html

John Carlin es un periodista que escribió el libro en el que se basó la película Invictus, de Clint Eastwood.

El segundo, del que se ocupa extensamente John Carlin, es el papel fundamental que juega Western Union en estos timos. Ya lo jugaba en Febrero y lo sigue jugando hoy. ¿Cuándo se va a ocupar la Interpol de Wester Union?

Inmediatamente, he enviado la siguiente carta a quienes podrían haber recibido el correo del delincuente. Ha sido uno de los receptores de mi carta quien me ha contestado enviándome el enlace que he incluido anteriormente.

Querido/a amigo/a:

Estimado/a compañero/a:

Conocido/a:

Hace unos días, quizá recibiste un mensaje con mi nombre. Si lo abriste, te darías cuenta de que no era mío. Es muy difícil escribir tres líneas y media con tantas faltas de ortografía.

Algún delincuente informático, solo o en compañía de otros, se introdujo en mi correo, no sé por qué medios, y robó algunas direcciones, entre las que podría estar la tuya.

Si alguien respondía diciendo que el texto le sonaba muy raro, el pirata contaba una milonga para que enviase dinero a un domicilio de una ciudad africana.

Por lo visto, y en medio de esta crisis, hay quien sigue creyendo en lo que afirmaba  P.T. Barnum: «cada minuto nace un primo».

Sólo hoy tengo la seguridad de haber recuperado todas las direcciones, según me informa un correo procedente de Google-Gmail.

Unos informáticos me aseguran que he tenido suerte, porque el autor de esos mensajes  es un delincuente desorganizado: “bastante informática y poquísima gramática”.

En fin, quien no se consuela es porque no quiere.

A los que me habéis llamado- no pocos-, ya os he agradecido personalmente vuestro interés, apoyo y asesoramiento. Y aunque la situación no tenía gracia alguna, siempre hemos encontrado motivos para reírnos. ¡Sólo faltaba que un pirata informático desorganizado pudiera influir sobre nuestro estado de ánimo!. ¡Y en Agosto!

Como podemos aprender de las experiencias desagradables tanto como de algunas agradables, te aconsejo que, si tienes Gmail,

1) asocies tu contraseña también al número de tu teléfono móvil, y

2) exportes todas las direcciones de correo a una tabla Excel.

Cuando he consultado a los informáticos si convenía que crease una dirección de correo distinta, me han respondido negativamente. Después de adoptar las medidas de seguridad, recomiendan que siga con la misma. Así lo hago.

Un abrazo;

Un cordial saludo,

Un cortés saludo,

según la familiaridad que tú y yo tengamos.

Felicísimo Valbuena

Enviar Comentarios

Acerca de este Blog

Felicísimo Valbuena de la Fuente es Licenciado y Doctor en Filosofía y Letras por la Universidad Complutense de Madrid. Actualmente es Catedrático en la Facultad de Ciencias de la Información.

Para saber más acerca de Felicísimo, te invitamos a visitar la sección Currículum Vitae